Sangre artificial almacenable durante dos años a temperatura ambiente

Secciones: Ciencia  por 0

Cada día, miles de personas en el mundo logran salvar o mejorar sus vidas gracias a que alguien ha donado sangre.

Pero imagine cuántas vidas más se podrían salvar si se encontrara un sustituto de la sangre que pudiera ser almacenado fácilmente a temperatura ambiente durante mucho tiempo, y que fuera adecuado para todos los pacientes, independientemente de su grupo sanguíneo.

Este es el reto que un equipo de científicos de la Universidad de Essex en el Reino Unido espera superar con su proyecto Haem02 para desarrollar un sustituto artificial de la sangre de tercera generación que sea adecuado para todos.

Chris Cooper y sus colaboradores están desarrollando un sucedáneo artificial de la sangre que representa una prometedora alternativa a las actuales transfusiones de sangre, ya que es seguro, duradero y libre de virus, está disponible para cualquier país y puede ser de acceso inmediato en los escenarios de catástrofes naturales.

La hemoglobina es la proteína fundamental en los glóbulos rojos que transporta el oxígeno por el cuerpo. El equipo de Haem02 trabaja en la elaboración de una versión artificial que podría ser usada para reemplazar la sangre perdida en una operación quirúrgica o por una herida grave.

Hasta ahora, sin embargo, los intentos de crear un sucedáneo seguro y eficaz de ese tipo han resultado ser problemáticos, ya que la hemoglobina puede ser tóxica fuera del ambiente protector del glóbulo rojo. La gran baza del producto que se está diseñando en la Universidad de Essex es que las propias defensas del organismo pueden eliminar el efecto tóxico.

Todos los cuidados son pocos para un líquido tan vital como la sangre. La obtenida de donantes ha salvado muchas vidas, gracias también a su correcto manejo y supervisión. Proteger las importantes cualidades de la sangre es un trabajo crucial en el que participan muchos centros, como por ejemplo éste de la Administración estadounidense de Alimentos y Medicamentos (FDA), en el que trabajan científicos como Jason Liu, aquí mostrado transfiriendo sangre a un tubo de 50 mililitros para su posterior procesamiento. La FDA es responsable de la seguridad del suministro de sangre en Estados Unidos y está en la vanguardia de las técnicas analíticas para ella y en el apoyo a tecnologías innovadoras para conservarla mejor. (Foto: Michael J. Ermarth, FDA)

Si no surge ningún contratiempo, y una vez se haya validado todo debidamente, las repercusiones que para la sanidad mundial tendrá la creación definitiva de la nueva sangre artificial serán enormes. Por su carácter artificial, así como por poder almacenarla a temperatura ambiente durante un periodo de hasta dos años, la disponibilidad de esta sangre para hacer transfusiones será muy superior a la de las reservas tradicionales actuales. Ante catástrofes con muchas víctimas hospitalizadas, habrá sangre para todas ellas sin depender de que se hagan a tiempo las suficientes donaciones. Esta sangre artificial también podría ser usada para transfusiones rutinarias en ambulancias o en lugares remotos de difícil acceso.

Artículos Relacionados

Comentarios

    No hay comentarios

La realidad existe como un absoluto objetivo: los hechos son los hechos, independientemente de los sentimientos, deseos, esperanzas o miedos de los hombres

Notifica.do Todos los Derechos Reservados 2021.

Powered by

CODASOR

Ir arriba