Libros Blancos de Defensa y de Seguridad Ciudadana: Un modelo de concebir la Seguridad en el mundo de hoy.

En Opinión  por

Son muchos los Estados del mundo donde se han unificado criterios y realizado esfuerzos para la obtención de mecanismos apropiados que ayuden a concebir como “un todo” los temas relacionados con la Seguridad, en busca de lograr mayor eficiencia, trasparencia y modernidad, acorde con las exigencias y necesidades del momento.

Existen diversas conceptualizaciones en relación con la definición de Libros Blancos, vertidas por entidades y expertos ligados al mundo de la Seguridad y Defensa en los Estados. De manera general, los Libros Blancos son instrumentos de pureza en el manejo de los recursos y políticas claras en un renglón específico; son una explicación al público de lo que se quiere desarrollar en un sector determinado; lo mismo que, una especie de compendios muy bien analizados, estructurados y concebidos, con el propósito de mejorar y prestar los servicios que la sociedades demandan.

Según Stelzner, Michael (2007). “El término – Libro Blanco – nació en el Reino Unido por el año de (1939), y aún se aplica para la compilación de documentos gubernamentales de dirección, informes, anuncios de políticas, entre otros”.

Para la mancomunidad de Naciones, organización compuesta por (53) Estados soberanos, independientes y semi independientes, que con excepción de Mozambique y Ruanda comparten lazos históricos con el Reino Unido, los Libros Blancos son documentos parlamentarios que enuncian una política gubernamental, y son publicados por el gobierno para exponer una política o proponer una línea de acción en un tema de preocupación actual.
La Organización de Estados Americanos (OEA) los define, como documentos que reflejan básicamente los elementos estructurales que permiten entender un sector en su conjunto. La Unión Europea los acoge, como instrumentos que contienen un conjunto argumentado de propuestas de acciones comunitarias en un ámbito específico, establecidos en el marco de los comités consultivos que comprenden a miembros de la Comisión Europea, a representantes de grupos de interés y a administradores nacionales.

De modo particular, el analista y experto dominicano, Maestro Miguel San Benz, en cátedras sobre Seguridad y Defensa (2013) expuestas en la Escuela de Graduados de Altos Estudios Estratégicos del Instituto Superior para la Defensa (INSUDE), los Libros Blancos son instrumentos de gestión y previsión del futuro; difundidos por las autoridades pertinentes a nivel nacional e internacional para facilitar mejores capacidades de respuesta institucional y social, de manera transparente y objetiva.

Por lo anterior se resume, que los Libros blancos son documentos que establecen las bases de un modelo de futuro para afrontar situaciones, a partir de algunos consensos o acuerdos entre las entidades que tienen participación directa en la atención y/o solución de las mismas.

En relación con su clasificación, existen diversidades de Libros Blancos y de otros colores, pero en el fondo lo que expresan es, consolidación de políticas públicas en un área determinada. Es así como nos encontramos con los Libros Blancos de Defensa, Libros Blancos de Seguridad Ciudadana, Libros Blancos Comerciales, Libros Blancos de la Agricultura, entre otros; pero en el caso de la especie, solo se hace referencia a los Libros Blancos de Defensa y a los Libros Blancos de Seguridad Ciudadana.

Los de Defensa, son instrumentos que permiten a los Estados explicar sus puntos de vista, objetivos y políticas en relación a dicha área, motivar la participación de la sociedad civil en asuntos de Seguridad y contribuir a fortalecer las prácticas democráticas. La elaboración de este tipo de documento, debe considerar el concurso de especialistas académicos en el tema, miembros destacados de las Fuerzas Armadas y representantes de las fuerzas políticas de un Estado.

En América Latina existen varios Estados que posen Libros Blancos de Defensa; entre los que se encuentran: Argentina (1999), Bolivia (2004), Chile (1997 y 2003), Ecuador (2002), El Salvador (2006), Guatemala (2004), Honduras Nicaragua y Perú (2005), entre otros.

En lo referente a Libros Blancos de Seguridad Ciudadana, estos también tratan sobre consolidación de políticas públicas en esa materia, producto del consenso social entre el gobierno y los demás actores que convergen en el tema. Igual que los demás Libros Blancos, se refieren a la transparencia en el manejo de los recursos asignados, pero esta vez, de las instituciones encargadas de velar por la Seguridad Pública, y les dota de las herramientas necesarias que bien podrían ser utilizadas para el fortalecimiento y consolidación de la Seguridad Ciudadana.

Los Libros Blancos de Seguridad Ciudadana, pretenden hacer un significativo aporte para todos los grupos de interés vinculados a este importante tema; en especial, aquellos organismos e instituciones públicas responsables de garantizar la Seguridad pública. En América Latina, este tipo de documento sólo lo posee Perú (2001) y Bogotá, Colombia (2008).

Con el permiso de los respetados lectores se ha de referir, que en (2013), en tesis de maestría sobre Seguridad y Defensa Nacional, presentada en la Escuela de Graduados de Altos Estudios Estratégicos del Instituto Superior para la Defensa (INSUDE), Ministerio de Defensa, el autor del presente artículo elaboró una Propuesta de Libro Blanco de Seguridad Ciudadana en Republica Dominicana.

Es posible tal vez, que la citada propuesta cumpla con los requerimientos del Primer Eje de Acción de la Estrategia Nacional de Desarrollo 2030; convirtiéndose quizás, en una herramienta de proyección nacional, orientada hacia la construcción de un diálogo plural y algunos consensos sociales, en torno a una visión sostenible, integral y de largo plazo, de protección efectiva de los Derechos de las personas, el bienestar social y la convivencia pacífica, en todo el territorio nacional.

El pasado Plan de Seguridad Democrática (2005) y el actual Plan Integral de Seguridad Ciudadana (2013), ambos muy bien concebidos y puestos en marcha por el Gobierno Dominicano, se han de convertir en referentes fundamentales de un gran proyecto de “Libro Blanco de Seguridad Ciudadana”; ya que a nuestro modo de ver, los citados Planes abrazan garantías constitucionales que permiten a las personas disfrutar del pleno goce de sus Derechos y libertades, mediante la preservación de su integridad física, de sus bienes y propiedades.

A manera de resumen, hay cierto consenso nacional e internacional en el sentido de que, esta nueva concepción integral de la Seguridad que contienen los Libros Blancos, es de naturaleza multidimensional, porque además de los retos y desafíos del momento, también se suman nuevas amenazas y preocupaciones que obligan a los Estados a reconsiderar los mecanismos que tradicionalmente habían sido implementados; por tales motivos, los libros Blancos de Defensa y de Seguridad Ciudadana, son modelos apropiados y modernos de concebir la Seguridad en el mundo de hoy.

Autor

Avatar
Gral. Valentín Rosado Vicioso

Director Central Anti Pandillas Policía Nacional. Piloto, abogado.

Artículos Relacionados

Comentarios

  1. Avatar
    Alejandro Acosta 9 diciembre, 2015 a las 12:36 pm
    /

    Es una pena que en este país hayan tan pocas personas con este gran intelecto.

  2. Avatar
    Dinorah Perez 6 diciembre, 2015 a las 9:06 pm
    /

    Excelente General Vicioso.

La realidad existe como un absoluto objetivo: los hechos son los hechos, independientemente de los sentimientos, deseos, esperanzas o miedos de los hombres

Notifica.do Todos los Derechos Reservados 2021.

Powered by

CODASOR

Ir arriba