Maestro Roberto Rosado

Santo Domingo Ultrajado

En Opinión  por

La llegada de Cristóbal Colon a América el 12 de octubre de 1492 y su posterior irrupción en la Isla de Haití cambio el escenario de desarrollo de la sociedad  que vivía en los territorios del hoy Continente Americano, especialmente de la Isla de Santo Domingo.

Los habitantes de la Isla estaban en una etapa de su desarrollo histórico correspondiente a un neolítico superior.  En esta etapa de su desarrollo conocían la agricultura, el vestido y disfrutaban tranquilamente de lo que la naturaleza le proporcionaba. Ya actuaban en base a una organización tribal en la que existía una estructura organizacional que regulaba su accionar cotidiano, el Cacique como figura principal del Cacicazgo y un gabinete compuesto por el Nitaíno o encargado de orientar el respeto a las normas o reglas de cada Cacicazgo, el Behique cuya función consistía en orientar el sistema de creencia, aspecto fundamental de su cultura, en virtud de que creían que  el  poder del Cacique provenía de un mandato de los dioses , sobre todo del dios Yocabu o Yocaju, dios de los dioses representante de todos los Cemies y , los Naborías o gente del pueblo que se dedicaban a las labores cotidianas para sostenimiento de todos, en lo que se ha denominado “Comunismo Primitivo”.

La presencia del conquistador rompió esta forma de humanismo primitivo obligándolos a trabajar en busca del oro como TRIBUTO y Algodón para aquellos lugares donde el oro no estaba visible.

La relación de la corona con el aborigen era solo a través del TRIBUTO pues, aunque no es materia de discusión de algunos historiadores, a esta no le importaba más que los beneficios económicos que obtenían del trabajo que realizaban.

Por la culpa del conquistador la cultura de los aborígenes desaparece y junto a ello su etapa neolítica de cultivo intenso de la agricultura y producción de cerámica y materiales “líticos”.

La mano de obra aborigen pronto se extinguió. De nada valieron los intentos de protestas desarrollados por líderes indígenas como Caonabo, Anacaona, Hatuey, Guarionex, Maniocatex, Enriquillo, etc. el poder del conquistador supero con sus armas estos intentos dándole curso a su modelo de explotación sin importarle la vida humana.

Trajeron negros desde África como esclavos. Procedían de zonas de culturas diferentes. Eran ladinos los primeros, que nacieron en España pero de origen Africano, traídos por NICOLAS DE OVANDO desde 1503, estos, por el trabajo forzado huían a los montes   y , unidos a los nativos aborígenes se refugiaban en lugares boscosos y montañiles bien apartados de la ciudad.

Al venir como esclavo completo con su trabajo forzado la actividad del español conquistador. La situación de esclavitud marco como “trazo fundamental” la presencia del negro en la Isla. Como esclavo, y como causa de esa situación, el negro arribo a América con sus culturas quebrantadas. “Arrancado por la  fuerza de su tierra, transportado y trasplantado a un nuevo hábitat, obligado a integrarse a una sociedad que no era suya y en la que se encontraba en una posición de absoluta subordinación económica y social, el negro africano vio así destruida su organización tribal y política, sus formas de vida familiar, y, en fin, todas sus estructuras sociales originales. Mientras el español se limitó a importar su sociedad y civilización, no teniendo que hacer otra sino adaptarlas a un nuevo medio, la esclavitud, al desgarrar la cultura africana original, solo permitió que el negro trajera consigo sus creencias y valores, debiendo sujetarse, en cambio, a una sociedad distinta a la suya e impuesta por su amo  blanco”. Carlos Esteban Deive. (Notas sobre Cultura Dominicana)

Los negros incorporaron a sus costumbres y hábitos de trabajo los remanentes de la costumbre del aborigen haciéndolo perdurar. E l uso de la canoa, la hamaca, el caracol, la trompeta, la cuchara de higüero, el barbasco, cestería, la yagua,  el horno de carbón, la piel de peces, la batata, la yautía, la jagua, el jobo, el maíz, el lerén, el maní , el cazabe, el roquete etc.  Formo parte de sus costumbres  haciéndola parecer como suyas.

La nota distintiva en todo este accionar es que tanto el aborigen como  el Africano le fue  quitada su condición original por la de esclavo para ser utilizado como pieza determinante para el trabajo diario obligado para beneficio absoluto del imponente esclavizador, conquistador Español.

Esto nos trajeron  los Españoles desde 1492 como regalo envenenado contribuyendo a la  desgracia que se ha cernido sobre nosotros  encerrándonos en una trampa en la cual permanecemos envueltos a menos que hagamos conciencia de lo necesario  de construir una sociedad en donde disfrutemos de las mismas prerrogativas.

Autor

Roberto Rosado Fernández

Profesor UASD, San Juan de la Maguana.

Artículos Relacionados

Comentarios

    No hay comentarios

La realidad existe como un absoluto objetivo: los hechos son los hechos, independientemente de los sentimientos, deseos, esperanzas o miedos de los hombres

Notifica.do Todos los Derechos Reservados 2022.

Powered by

CODASOR

Ir arriba