Ruben Moreta

Agua sí, Oro no

En Opinión  por

El Presidente Danilo Medina prosigue sumido en un oscuro túnel de silencio, a propósito del interés funesto de la minera canadiense Gold Quest de apoderarse de yacimientos de oro ubicados en el Valle de San Juan, el segundo de mayor importancia agropecuaria de la República Dominicana.

El Presidente Medina nació en San Juan y por ello genera un dolor seco en las vísceras que el primer mandatario no haya obtemperado los reclamos que hacen sectores sensatos de ese valle, para que rechace las pretensiones  del imperio canadiense de adueñarse de las montañas sanjuaneras para contaminarlas con la explotación aurífera.

Explotar oro en San Juan mataría la agricultura y la ganadería; aminoraría el suministro de agua en la llanura; contaminaría el río San Juan, la Presa de Sabaneta, el acueducto San Juan-Juan de Herrera, el canal de Juan de Herrera, el canal José Joaquín Puello y todo el sistema de canaletas que posee, y lo más insufrible: dañaría sensiblemente la salud de esa población sureña.

La contaminación que provocaría la Gold Quest  se extendería a Neiba y Barahona, porque el río San Juan es el principal afluente del Río Yaque del Sur, abastecedor de los acueductos de varias de esas comunidades, y dañaría mortalmente la agropecuaria de esas provincias vecinas.

El problema central de San Juan hoy es la pobreza.  Un sesenta y tres por ciento de la población vive en esa condición y dañando con sulfuros la agropecuaria, única fuente de empleos de la provincia, aumentarían los indicadores socioeconómicos adversos.  En igual marco de pobreza subsisten las demás provincias del sur.

Desde los gobiernos se suelen manejar agendas ocultas, que patrocinan acciones siniestras.  Me resisto a pensar que en este gobierno existe una agenda oculta que persigue el exterminio de la población sanjuanera.

Inverosímil que un mandante sanjuanero esté sometiendo a tan semejante estrés a una población laboriosa, pacífica y decente como la sanjuanera.

Artículos Relacionados

Comentarios

    No hay comentarios

La realidad existe como un absoluto objetivo: los hechos son los hechos, independientemente de los sentimientos, deseos, esperanzas o miedos de los hombres

Notifica.do Todos los Derechos Reservados 2017.

Powered by

CODASOR

Ir arriba