El Pacto por la Migración

En Editorial  por

En el pasado mes de julio, la República Dominicana conjuntamente con otros paises  aprobaron el “Pacto Mundial para una Migración Segura, Ordenada y Regular” de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el cual deberá ser ratificado los días 10 y 11 de este mes en una reunión en Marruecos.

La reacción de los Estados Unidos no se hizo esperar e inmediatamente anunció su rechazo al acuerdo multilateral, alegando que el mismo contraviene la política migratoria de ese país y la que pretende enarbolar el actual presidente Donald Trump.

Posteriormente han adoptado una posición similar: Austria, Australia, Israel, Hungría, República Checa, Italia, Polonia y Eslovenia (país que presidió la asamblea en que fue aprobada). Estas naciones, -al igual que Estados Unidos- entienden que ese pacto lejos de beneficiarles les perjudica.

El pacto en cuestión detalla 23 puntos, entre los que se contempla la obligatoriedad de los países signatarios de otorgar documentaciones oficiales a los extranjeros que en ellos se encuentren y otorgar a esos nacionales los mismos derechos que nos consagra nuestra Constitución, salvo unos pocos reservados a los ciudadanos.

Recientemente pude escuchar las declaraciones de la viceministra de Asuntos Consulares y Migratorios del Ministerio de Relaciones Exteriores, Marjorie Espinosa, al afirmar que la firma del pacto por el gobierno dominicano en este mes es un hecho, y que en los próximos días el canciller Miguel Vargas dará detalles de su contenido.

Siendo esas declaraciones servidas por la funcionaria de cancillería facultada para hacerlo, podemos colegir que hasta este momento el gobierno tiene la voluntad de ratificarlo. Así las cosas, se hace urgente que nos levantemos como pueblo para impedirlo.

Entre todos los paises involucrados en el Pacto Migratorio, la República Dominicana sería el mas perjudicado por la amenaza de un vecino país que no sólo es el mas pobre del continente, sino por múltiples factores que convertirían al nuestro en un vertedero de la región, luego de exhibir una economía de las de mayor crecimiento.

Si ratificamos el Pacto Migratorio planteado por la ONU, lloraremos lágrimas de sangre, el sacrificio de nuestros patricios y tantos héroes que ofrendaron sus vidas por una nación independiente, habrá sido en vano. Como país debemos pagar el costo de no ratificarlo, para que no tengamos que pagar el país por haberlo ratificado.

Autor

Cristian Hidalgo
Cristian Hidalgo

Escritor, Ingeniero Civil de profesión y Realtor de oficio. Desarrollador de proyectos inmobiliarios, Asesor de Fideicomisos, Ley 189-11

Artículos Relacionados

Comentarios

    No hay comentarios

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Nos reservamos el derecho de no publicar los comentarios con palabras difamatorias e injuriosas. Por lo que, las personas que en sus comentarios violen la ley 6132 sobre expresión y difusión del pensamiento, entregaremos su identidad a las autoridades correspondientes para los fines de lugar.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

La realidad existe como un absoluto objetivo: los hechos son los hechos, independientemente de los sentimientos, deseos, esperanzas o miedos de los hombres

Notifica.do Todos los Derechos Reservados 2018.

Powered by

CODASOR

Ir arriba